Los legionarios han cantado e interpretado ininterrumpidamente ‘El Novio de la Muerte. Esta canción había nacido como cuplé en los años 20. Fidel Prado, el autor de la letra, se sintió inspirado por las gestas de la Legión Española.

Escribió la historia de un hombre enamorado que decide olvidar sus penas en el Tercio. El pianista y compositor catalán Joan Costa compuso la música.

En los primeros días de julio de 1921, se hizo una audición privada y la cupletista Lola Montes decidió adoptarla para un espectáculo de variedades que estaba preparando. Poco después la canción fue presentada en el teatro Vital Alza de Málaga. Y lo mismo ocurrió en Melilla los días 20 y 31 de julio, ante una audiencia formada en parte por militares que estaban fuertemente conmovidos por la derrota conocida como el Desastre de Annual, donde los rifeños de Abd-El-Krim causaron entre 7.000 y 10.000 muertos.

Los militares recibieron con entusiasmo la pieza, que aclamaron efusivamente. Conocedor del impacto que había producido esta canción en la tropa, y consciente de la psicología de sus hombres en aquellos momentos dramáticos para España, el fundador de la Legión Millán Astray encargó a Emilio García Ruiz, director de la banda de música del Tercio, que creara una versión con un ritmo marcial para ser entonada por los militares en actos solemnes.

Desde entonces, la Legión entona el himno mientras porta el Cristo de Mena, en la Semana Santa Malagueña, una escena que se ha convertido en emblemática de la Semana Santa.

"La Legión" con el Cristo de la Buena Muerte
Málaga, 2011 



    



("El novio de la muerte", aunque ahora también hay "novias")

Nadie en el Tercio sabía quien era aquel legionario tan audaz y temerario que a la Legión se alistó. Nadie sabía su historia, mas la Legión suponía que un gran dolor le mordía como un lobo, el corazón. Mas si alguno quien era le preguntaba con dolor y rudeza le contestaba: -Soy un hombre a quien la suerte hirió con zarpa de fiera; soy un novio de la muerte que va a unirse en lazo fuerte con tal leal compañera- Cuando más rudo era el fuego y la pelea más fiera defendiendo su Bandera el legionario avanzó. Y sin temer al empuje del enemigo exaltado, supo morir como un bravo y la enseña rescató. Y al regar con su sangre la tierra ardiente, murmuró el legionario con voz doliente: -Soy un hombre a quien la suerte hirió con zarpa de fiera; soy un novio de la muerte que va a unirse en lazo fuerte con tal leal compañera- Cuando, al fin le recogieron, entre su pecho encontraron una carta y un retrato de una divina mujer. Y aquella carta decía: "... si algún día Dios te llama para mí un puesto reclama que a buscarte pronto iré." Y en el último beso que le enviaba su postrer despedida le consagraba. Por ir a tu lado a verte mi más leal compañera, me hice novio de la muerte, la estreché con lazo fuerte y su amor fue mi ¡Bandera! ¡VIVA LA LEGIÓN!

"Unidad de Música" de la Brigada de La Legión Rey Alfonso XIII y la Coral "Virgen del Mar" de Almería, con la cantante Sheila Solís, durante los actos conmemorativos del LXXXI Aniversario de la Fundación de La Legión. Auditorio Maestro Padilla de Almería, el 19 de Septiembre de 2001.

    



    


                     







Imágenes proporcionadas por "Gabriela Recio"
© Brisa Diseños - Copyright, Marzo 2016